No al despilfarro de alimentos. Es mejor para el Planeta

El despilfarro de alimentos ha adquirido unas dimensiones tales, que debe considerarse un problema de alcance mundial que afecta a todos los eslabones de la cadena agroalimentaria, desde el campo hasta la mesa de los consumidores.

El desperdicio de alimentos tiene un impacto en la pobreza y el hambre en el mundo, en el aumento de la contaminación ambiental y en el agotamiento de valiosos recursos naturales.

El desecho de alimentos es un problema global que tiene efectos negativos para el ser humano y el medio ambiente, así como consecuencias económicas.

En España desperdiciamos 7.7 millones de toneladas de alimentos al año según estimaciones de la Comisión La Unión Europea que ha establecido como objetivo reducir el desperdicio alimentario un 50 por 100 de aquí al 2025.

Y las empresas y los consumidores podemos hacer mucho.  Estas son algunas de las recomendaciones que según la FAO debemos tener en cuanta:

  • Apoyemos la oferta de las tiendas minoristas que ofrezcan más variedad de productos frescos que no sigan estrictos estándares estéticos, esto  puede ayudar a que no desechemos tantos alimentos.
  • El gran desperdicio en hogares es consecuencia de acumular más alimentos de los que va a ser posible consumir.  Modificar esta tendencia adecuando la compra a las necesidades diarias, reduciría considerablemente el desperdicio alimentario.
  • Se deben revisar las fechas de consumo de los alimentos, e intentar consumirlas o donarlas  antes de que lleguen a su límite.
  • Antes de considerar la necesidad de aumentar producción de alimentos para satisfacer las futuras demandas mundiales, pensemos en no desperdiciarlos y en todo el esfuerzo y energía empleada en vano en los alimentos que tiramos.
  • En alimentos frescos o listos para el consumo valora si es necesario el paquete grande, o las ofertas “dos por uno”, quizá sea demasiada comida y termine desperdiciada.
  • En un restaurante o celebración con bufé libre tengamos presente la mesura al servirnos, lo que nos sobre en el plato irá directo al  vertedero.
  • Cuando desechamos los alimentos, hemos de pensar también en los recursos malgastados en su elaboración, en el transporte, la energía desperdiciada en su refrigeración y cocción, y la producción de metano en su descomposición en el vertedero.
  • Aprovechar la comida sólo significa pensar antes de tirar. Es una forma inteligente de ahorrar y reducir nuestra huella alimentaria (ó “Piensa,  ahorra y reduce al mínimo tu huella alimentaria”)
  • ¡Dona los alimentos que no vayas a aprovechar! Refugios, bancos de alimentos y otras instituciones pueden darles un buen uso antes de que se estropeen.
  • España cuenta con 56 bancos y el último año las donaciones alcanzaron las 104 millones de Kg.  Es un buen dato,  si conseguimos minimizar el desperdicio puede mejorar aún más.
  • En la lucha contra el despilfarro de alimentos hay que actuar en cada una de las fases de la producción y distribución de alimentos, pero el resultado final sería poco significativo si los consumidores siguen desperdiciando a los niveles actuales.

Si te ha gustado comparte y ayudarás al Planeta ¡Gracias!

Un domingo de mercado. Nos libramos de la lluvia

 El domingo 19 de noviembre, todos los pronósticos daban lluvia en Madrid desde por la mañana. Y todos los pronósticos afortunadamente se equivocaron, como suele ser habitual en los últimos tiempos. Muchas veces me pregunto: ¿ por qué se equivocan tanto las predicciones meteorológicas ?

Pues bien, a las 7,30 h de la mañana, como cada tercer domingo de mes, empezaron a llegar los productores con las furgonetas cargadas con sus “exquisitos manjares”. Los primeros siempre en llegar son los agricultores, ya que necesitan mucho más tiempo para preparar sus puestos. Como ellos saben mejor que nadie predecir el tiempo, me dijeron: tranquilo que no lloverá hasta mediodía como poco. Dieron en el clavo, pues el cielo empezó a descargar las primeras lluvias a partir de las 3 de la tarde, así que a partir de las 11 de la mañana los vecinos de Méndez Alvaro, Los Puertos, Los Metales y otras zonas de Arganzuela empezaron a desperezarse y a llegar con sus carros y bolsas de la compra.

Aunque los puestos están a cubierto, siempre frena un poco salir de casa cuando llueve, da más pereza y más un domingo, y por eso miramos tanto hacia arriba viendo como se acercan y pasan las nubes.

Me da verdadera alegría ver como, poco a poco, los hábitos de compra van cambiando. Desde la primera edición intentamos que el Planetario fuera un mercado libre de bolsas de plástico, y casi la totalidad de los vecinos que se acercaron el domingo a comprar ya venían con sus bolsas y carritos,  como se hacía antaño antes de que las bolsas de plástico nos invadieran. Si cada uno aportamos nuestro granito de arena, claro que se puede conseguir que tengamos un mundo más amable, más sostenible y mejor.

Para el que no lo conoce, el barrio de Méndez Alvaro es un barrio joven y  con muchos niños/as pequeños, que dan un aire y un ambiente muy familiar y muy agradable al mercado. A partir de las 12 del mediodía el mercado se llenó de familias con sus hijos. Los primeros haciendo sus compras y tomando el aperitivo con un buen vermut o cerveza artesana madrileña, y los segundos con sus bicis o jugando y patinando en la pista de la explanada del mercado. Bonita mañana de domingo.

A las 16 h. como cada tercer domingo de mes, las cubiertas del Mercado del Planetario se quedaron vacías, esperando la siguiente edición del 16 de diciembre, que será muy muy navideña. ¡¡ Como pasan los meses !!

José Manuel Jurado

 

 

 

¡Os esperamos en la 2ª edición!

La primera edición celebrada el pasado 20 de mayo ha sido todo un éxito y es que tanto visitantes como productores han quedado muy satisfechos con el resultado del increíble día que tuvo lugar en el Mercado Municipal de Productores Planetarios. Contando con productos producidos y elaborados sin prisa, de forma artesana y con mucho amor. Además, un espacio donde poder disfrutar de la gastronomía de la tierra, pista de patinaje, talleres infantiles, degustar productos de gran calidad, música en directo y mucho más ¡Graaaacias! ¡Esperamos veros en la 2ª edición, recuerda el próximo 17 de junio!